Souvenirs de campañas electorales que rayaron en lo ridículo

Publicidad

Cuando llega el tiempo de las campañas electorales, como ciudadanos, sabemos que será todo un infierno; spots televisivos que parece que los ves hasta en la sopa, canciones pegajosas que se vuelven irritantes después de un rato, publicidad en las calles que solo termina siendo basura acumulada, anuncios y espectaculares que inundan las calles y esos regalitos de campaña con los que los candidatos buscan “ganarse” tu voto.

Ya sabemos que los políticos hacen de todo por un voto, y antes de comprarlos directamente y de forma clandestina, tratan de intercambiarlo por diferentes “goodies” o souvenirs durante sus mitines, conferencias de prensa, visitas a los pueblos, etc. ¿Y cómo lo hacen? Con diversos artículos y productos que, por supuesto, tienen bien puesto el sello de su partido, su nombre y hasta la foto de su cara.

Entre los artículos más comunes que podemos encontrar están los llaveros, las plumas, gorras, camisetas… Pero hay ciertos candidatos que no quieren parar ahí y se diversifican todavía más para darle “gusto” a todos sus seguidores, sacando artículos diferentes durante su campaña a modo de souvenirs.

No solamente han sido gorras o camisetas, estos candidatos se fueron con todo y sacaron una línea completa de artículos publicitarios en su campaña, algunos de ellos que ya rallaron en lo ridículo y en lo absurdo.

Publicidad

1. Vinilos.

Vinilos.
0
0 Votes

Crédito: Vertigo Político.

José López Portillo repartió estos discos de vinilo con el título "Dónde Estás José: Rimas de la Campaña".

2. Semillitas.

Semillitas.
0
0 Votes

Crédito: Pinterest.

Miguel de la Madrid repartió estos sobrecitos con semillitas para las mamás mexicanas durante su campaña en 1982.

Publicidad

3. Calendarios mundialistas.

Calendarios mundialistas.
0
0 Votes

Crédito: Increíble.

En las elecciones del 2006, el mundial coincidió con las campañas, así que los candidatos aprovecharon para repartir estas tarjetas para llevar registro de los partidos.

4. Memorama.

Memorama.
0
0 Votes
En su campaña del 2000, Labastida repartió este juego de memoria.